REALIDAD Y FICCIÓN

Contextualizar a los participantes, en el ejercicio de  vincular la teoría del relato y el oficio de la narrativa oral y escrita. Desde lo autobiográfico, en un trabajo de imaginería simple, cada participante debe recordar un LUGAR que haya sido significativo en la vida; un PROTAGONISTA, que puede ser él mismo o representado en otro personaje; un ANTAGONISTA que represente algún obstáculo en su vida; y finalmente un OBJETIVO, algo que haya querido de niño, de joven, como un objeto, un viaje, un regalo, ganar un juego, meter un gol, declararle el amor a quien te gusta, etc.

volver